Aventuras de Vap


1° Encuentro: Giovanna No, Hanna!!
February 23, 2007, 11:03 PM
Filed under: Aventuras en Río | Tags: ,

 

Una hermosa mañana del 5 de abril del 2006. ¡Ya todo estaba listo! El plazo de la espera llegaba a su fin y el comienzo de una nueva vida apremiaba por llegar. ¡A llamar para seguir con el curso del plan! Espero que la suerte este de mi lado en esta ocasión, no hay mala suerte que dure mil años. Se claramente los pasos a seguir; primero a comprar tarjeta para llamar por teléfono publico, luego encontrar una cabina relativamente tranquila (sin gente y en un lugar con poco ruido). Después de una ligera caminata por los alrededores del hotel, encuentro el “Telemar” que sería el cómplice de mis llamadas. Saco la lista de mi bolsillo y procedo a marcar, con un poco de nervios, el número celular de la primera en la lista. Su nombre era Giovanna y había encontrado muy buena información de ella. Ya timbraba: una, dos, tres, y las ansias eran mayores. Finalmente responde una linda voz hablando ese portugués excitante, ¡claro estoy en Brasil, en que otro idioma podría responder! Le digo que encontré su teléfono en el foro y que quería saber detalles de sus servicios. Luego de una breve, por ratos confusa, explicación de lo que ofrece y lo que pide por ello, procedemos a concretar una cita en horas de la tarde en el “Vanity”. No recuerdo exactamente la hora, pero creo que era para las 4 o 5pm. ¡La espera ya tenia su cuenta regresiva!

 

Giovana1

 

Llegada la hora, con todas las ganas de pasar un momento memorable, llego puntual al “Vanity” y pido una habitación. Hago el pago correspondiente y pido el teléfono para llamar a la gatita. ¡Timbra, timbra y nada! ¡Diablos! Intento otra vez y responde la garota. Me dice que no me iba a poder atender. Su razón: después del almuerzo se sintió mal y tuvo que ir al hospital. Lugar donde se encontraba en ese momento al contestarme. Se disculpo reiteradas veces, preguntó si ya había hecho el pago del motel y al ser positiva mi respuesta, ofreció pagármelo al día siguiente en que si podría atenderme. ¡Parece que si hay mala suerte que dure mil años! Al menos ahorre R$ 300. Pero igual yo no me iba a quedar con las ganas ese día, esto no daba más. Felizmente el buen recepcionista, accedió a devolverme el dinero pagado por la habitación. Agradezco y hago la promesa de volver cuando este el plan fijo.

 

Giovana2

 

Me retiro derrotado pero no vencido. ¡A seguir intentando hasta cumplir el objetivo! ¿Si no me motivo yo, quien lo va a hacer por mí? Es así como me dirijo nuevamente al “Telemar” e intento marcando a la segunda en la lista: Hanna. Timbró y contestó a la primera, ojala esto sea un buen indicador. Su voz muy dulce me explica en que consiste el servicio y a cuando asciende la tarifa, que ya conocía de antemano, y decido citarla en el “Vanity” a las 9pm. Luego que ella aceptara, me retire a mi hotel a hacer tiempo. Mientras caía la noche, acercada la hora tomo una ducha rápida, me aplico la colonia, visto presuroso y cojo los preservativos previamente comprados. En ruta, paso por el market a comprar unas cervezas en lata y luego sigo con rumbo al punto de encuentro. Llego justo de tiempo, me acerco con duda y ansia a la recepción y pido usar el teléfono para llamar a la gatinha. ¡Felizmente no tuve que llamar! Una mujer, que se encontraba sentada en una banca de espera, reconoce mi voz y me llama por mi nombre. Era ella: ¡ERA HANNA! Más bella y sensual de lo que había visto en las fotos. Simplemente no eran el real reflejo de su persona. Su apariencia me dejo muy satisfecho y era más de lo que yo esperaba. ¡Que perfecta forma de empezar! Pague en recepción por la habitación, me dan la llave y me acerco con ella hasta el lugar en que todo cambiaría.

 

Su talla era de aproximadamente 1.60 metros, físico medio delgado, cabellera rubia, ojos azules, facciones finas, piel blanca, manos y pies con cuidado perfecto y curvas armoniosas. ¡10 puntos! Una vez dentro de la habitación; prendimos la radio para ambientar la conversación y entrar en confianza, le ofrecí de una variedad de cervezas para que escogiera y luego de pensarlo dos veces aceptó. Así nos pasamos un buen rato, conversando y tomando, con el correr del tiempo la comodidad era mayor para ambos. La verdad a pesar que estaba muy buena y tenía muchas ganas de darle, no tenia tanto apuro. Prefería una mutua comodidad para hacer de ese momento un recuerdo agradable y no una simple transacción económica más en mi vida, además contaba con dos horas y ello jugaba a mi favor. Al cabo de los 40 minutos prendo la tele y pongo el canal de adultos, se arma el muchacho y empiezo a atacar la presa. Los detalles que vinieron después no los puedo describir muy bien porque la memoria es frágil (a la fecha – hace un año) y los recuerdos tienden a ser engañosos. Uno evoca lo que quiere acordarse y lo que me dice la memoria es que fue un momento en demás agradable y placentero. Esta garota no decepciono ni un segundo. Pasadas las dos horas, luego de una ducha, salimos juntos a la calle y la acompañe a que tomara su taxi. Me ofreció darme un aventón a mi hotel, pero decline porque quería irme caminando en tranquilidad. Ciertamente, caminar cercana la media noche en Río de Janeiro, no es algo tranquilo (es peligroso) pero aproveche en parar a tomar un jugo de frutas en mi ruta de regreso.

 

Esa noche dormí con una sonrisa de oreja a oreja. El viaje, hasta ese momento, había sido mas que provechoso; conocí una ciudad hermosa y finalmente me saque el bichito que me venia rondando desde que estuve en Buenos Aires. ¡Además de gran forma! Ahora quedaban 4 días más de estadía y había que aprovechar el tiempo. Un día nuevo estaba por venir, y para mis registros: una segunda experiencia gatera. ¡No hay tiempo que perder!


Leave a Comment so far
Leave a comment



Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s



%d bloggers like this: